El Banco Central de Venezuela (BCV) anunció este viernes 20 de noviembre la “modernización” de los sistemas de pago para aumentar el uso del bolívar, descartando así la formalización de la dolarización que de facto viene avanzando en el país producto de la destrucción del poder adquisitivo de la moneda nacional.  

Archivo

«El BCV, en su condición de vigilante y supervisor de los sistemas de pago, ha venido trabajando en proyectos de modernización de los sistemas de pago, que involucran una mayor capacidad de operación y una disminución de los riesgos de crédito y liquidez. Todo ello de conformidad con las oportunidades de mejora que ofrece la evolución de la economía nacional», reza parte de un comunicado reseñado en el portal web de Banca y Negocios.  

De acuerdo a datos proporcionado por el mencionado medio de comunicación, además del mermado poder adquisitivo del bolívar, se le suma que la proporción de billetes en la liquidez monetaria apenas supera el 3%.  

Lo anteriormente señalado representa un claro problema para mantener el bolívar en el mercado, cuando el estándar internacional es que el componente de efectivo, en el circulante, debería ser superior al 15%.