Guillermo Miranda, el sujeto que insultó y humilló al venezolano Junior Ramírez, trabajador de la empresa de delivery Rappi, salió a ofrecer disculpas, a través de un video publicado en las redes sociales, por ser protagonista del “lamentable hecho” y dijo sentirse “arrepentido y avergonzado”.

En el video difundido en la página de Facebook Digital TV Noticias, Guillermo Miranda consideró que no existen razones que pueda justificar su “actitud” contra el extranjero, a quien llenó de calificativos y comentarios xenófobos por, presuntamente, entregarle en su departamento de Miraflores un producto en condiciones no adecuadas.

En el video difundido en la página de Facebook Digital TV Noticias, Guillermo Miranda consideró que no existen razones que pueda justificar su “actitud” contra el extranjero, a quien llenó de calificativos y comentarios xenófobos por, presuntamente, entregarle en su departamento de Miraflores un producto en condiciones no adecuadas.

“Soy Guillermo Miranda y soy protagonista del lamentable hecho que todos hemos visto en las redes desde la noche de ayer, bochornoso hecho cometido en contra de un joven trabajador venezolano, Junior Ramírez”, indicó el sujeto al inicio del video.

“Yo personalmente quiero pedirte disculpas de corazón a ti, Junior Ramírez, por haberte hecho sentir tan mal, no hay razón que pueda justificar mi actitud ni los problemas personales por los que haya estado pasando en ese preciso instante ni toda esta preocupación por la pandemia (del COVID-19) podrían justificar que yo te haya hecho sentir de esa manera, por lo cual quiero pedirte disculpas públicas, en primer lugar, a ti, de corazón, con la verdad. Me siento muy arrepentido y avergonzado de cómo me comporté”, agregó Guillermo Miranda.

En otra parte del video, el sujeto también se disculpó las personas que pudieron sentirse aludidas con sus comentarios xenófobos y dijo que espera reunirse con Junior Ramírez para expresarle sus disculpas de manera personal.

El caso

Ayer, martes, Junior Ramírez detalló a Latina que Guillermo Mirada lo insultó porque las bebidas que transportó se habían salido de su envase y mojaron la bolsa de papel que contenía los demás productos, pero remarcó que el empacado es responsabilidad del establecimiento de comida y no de él.

Incluso, detalló que, antes del incidente, el conserje le había solicitado que deje los productos en la puerta del edificio ubicado en la avenida La Paz, pero que él optó por explicarle lo ocurrido al cliente para no generar un malentendido.

Sin embargo, Miranda lo agredió verbal apenas abrió su mochila. Aseguró que grabó la escena como un “método de defensa personal”, ya que el cliente se le acercaba de manera amenazante.

Fuente: Perú21

MV

Categoria: