El general director de Carabineros de Chile, Mario Rozas, dejó su cargo este jueves luego de un polémico operativo policial en un hogar del Servicio Nacional de Menores (Sename) de la comuna de Talcahuano, que terminó con dos menores baleados.

ActualidadRT

La noticia fue confirmada por el propio jefe de Estado, Sebastián Piñera: «He aceptado la renuncia del general, pero quiero expresar que tengo el mayor aprecio por su labor«, dijo públicamente.

Igualmente, medios locales como La Tercera señalan que la determinación habría sido tomada por el mandatario, quien encabezó una reunión especial junto al ministro del Interior, Rodrigo Delgado, el de Justicia, Hernán Larraín, y el funcionario saliente.

En la jornada del miércoles, el presidente ya se había ausentado a la ceremonia de ascenso de generales en aquella fuerza de seguridad. Esta situación fue interpretada como una señal del clima de tensión que habría entre el Ejecutivo y los altos mandos del cuerpo policial, que concluyó con la renuncia.

Seguir leyendo…