Este miércoles 18 de noviembre, en horas de la noche, un nutrido grupo de indígenas yukpas se dirigió a las adyacencias del Palacio de Miraflores, específicamente a la altura de Puente Llaguno, para reunirse con Nicolás Maduro, líder del régimen venezolano.

Efecto Cocuyo (@EfectoCocuyo)

A pesar de haber sido atacados por funcionarios policiales, los indígenas, provenientes de la Sierra de Perijá, se mantuvieron pernoctando en el lugar elegido. Además, habrían logrado reunirse con Aristóbulo Istúriz, ministro de Educación, y, aparentemente, algunos caciques podrían haber conversado con la vicepresidenta ejecutiva, Delcy Rodríguez.

Los indígenas estarían exigiendo respuestas a una serie de recursos ofrecidos para mejorar las diferentes cuencas que se vieron afectadas por lo torrenciales aguaceros de 2019 y que dejaron sin hogar a al menos 700 indígenas.

Así mismo, solicitan que el régimen recupere la vialidad destruida por estas mismas lluvias, así como el restablecimiento de la alimentación escolar, la regularización de la asistencia sanitaria de las comunidades y la alimentación.

Hasta el momento, se desconoce si Maduro tiene previsto concederles una audiencia, pero se pudo conocer que los indígenas llegaron a Caracas sin dinero y con pocos elementos para su alimentación durante su estadía en la capital venezolana, en donde duermen a la intemperie a la espera de una respuesta del madurismo.

A continuación, un audio detallado sobre la protesta: