Familias del sector Buena Vista en Lara quedaron damnificadas producto de la lluvia que vivieron en la noche del 17 de noviembre, una lluvia que produjo un derrumbe por la vía El Pescaíto, incomunicando a los ciudadanos del sector.

La información la presentó el director de Protección Civil en el estado Lara, Luis Mujica, quien comunicó que, en horas de la noche, la población de Buena Vista habría quedado incomunicada por el derrumbe producto de la ola tropical 63.

Se espera que para las dos de la tarde de este miércoles esté el paso despejado por la vía; debido al derrumbe y las lluvias, Mujica también mencionó que suspendieron el suministro de agua para Iribarren, Jiménez y Morán, debido a que el “se tornó turbia y deben clorificarla”, indicó Mujica.

Dicho servicio habría sido suspendido en tres oportunidades durante 2018 por la misma razón, acorde a Julio Gutiérrez, vicepresidente del Ciel, explicó que por la captación del sistema no pasa barro, troncos ni palos, solo agua con coloides, según reseñó El Pitazo.

Por otra parte, la población de Río Claro, del municipio Iribarren, quedó damnificada con pérdida de enseres en diversas familias de la zona. En las redes sociales, usuarios reportaron el aumento de la quebrada y cómo afectó a las viviendas.

Mujica, notificó que mantienen un despliegue de equipos en la población de Río Claro, “estamos haciendo evaluaciones de daños e inspecciones de riesgos a viviendas y en aumentos de algunos cauces de quebradas y ríos en la población de Río Claro”, agregó.

“También tenemos despliegues en el municipio Torres, exactamente en la parroquia Trinidad Samuel, donde los niveles del río Morere han aumentado lo que ha llevado al encendido de los motores para empezar a bajar el nivel de agua en la ciudad de Carora”, finalizó.