• En entrevista para El Diario, el presidente de la Cámara de Licores Zona Metropolitana de Caracas (Calicormet), Carlos Salazar, hizo un llamado para que se considere ampliar el esquema del 7 + 7

El 10 de octubre se produjo un anuncio que el sector licorero venezolano esperaba con ansias desde hacía meses. Podían reabrir sus puertas, en el plan de flexibilización conocido como 7 + 7.

Esta medida fue un respiro para un sector que desde hacía más de siete meses no había percibido ingresos desde el 13 de marzo, cuando tuvieron que cerrar sus comercios como parte del inicio de la cuarentena y distanciamiento social decretados por Nicolás Maduro. 

Carlos Salazar, presidente de la Cámara de Licores Zona Metropolitana de Caracas (Calicormet), comenta para El Diario que pese a que la medida ha sido vista con optimismo, el sector se encuentra atravesando una situación sumamente compleja.

Explica que las pérdidas a las que ha tenido que hacer frente son significativas, pues en estos meses el no poder abrir sus locales ha tenido consecuencias que van más allá de la caída de las ventas. El motivo de ello está relacionado con la pérdida de capital como consecuencia de la caducidad de productos perecederos que no pudieron ser comercializados en este tiempo. 

Presupuesto.
Desde Calicormet indican que una de las consecuencias de la pandemia fue que los consumidores migraron a productos más económicos.

Apunta, además, que en este contexto el sector licorero ha registrado una contracción cercana al 70%. Si bien indica que hasta el momento no maneja cifras de cuántos comercios han tenido que cerrar de forma permanente, con la consecuente pérdida de empleos, no descarta que esto haya ocurrido.

Salazar señala que la incorporación del sector licorero a la flexibilización reviste una gran importancia, pues afirma que el gremio es un aliado fundamental en la lucha contra el coronavirus.

Al estar abiertos los comercios podemos promover campañas de educación acerca del coronavirus directamente a los consumidores. De esta manera es posible fomentar la cultura de la prevención, es preferible que estemos trabajando y miles de personas podamos multiplicar el mensaje”
Carlos Salazar
Comparte en   

Detalla que como parte de estas campañas, desde Calicormet han venido publicando diversos videos en los que invitan a la población a seguir las medidas de bioseguridad que minimizan las posibilidades de contagio.  Agrega que se encuentran trabajando en conjunto con las autoridades para garantizar el cumplimiento de todas las medidas de prevención impulsadas desde el Estado.

Así mismo, dice que la actividad comercial del sector licorero también permitirá que al tiempo que se preservan fuentes de empleo, se pueda realizar el pago de impuestos, la principal fuente de ingreso de las alcaldías.

Evolución del 7+7

El presidente de Calicormet indica que es necesario evaluar la posibilidad de que el esquema de 7+7 evoluciona a un sistema de trabajo continuo. Ello sería posible según explica si se aplican las debidas medidas de seguridad.

Afirma que los únicos beneficiados de que los comercios permanezcan cerrados son los actores involucrados con el comercio ilegal y la venta de bebidas alcohólicas adulteradas.
Comenta que una muestra de ello fue la proliferación de estas dos actividades ilegales registrada durante el período de cuarentena radical que imperó en toda Venezuela.

Esto supone un grave problema pues al no contar con las debidas medidas sanitarias se pone en riesgo la vida de los consumidores.

Impacto económico

Pese a que no existen cifras oficiales con respecto a las pérdidas sufridas por el sector licorero, una encuesta multisectorial llevada a cabo por la firma Datanálisis reveló que el impacto económico de la pandemia en Venezuela ha sido superior a la media mundial.

Esto queda en evidencia al observar que 20,8% de las empresas del país ha registrado pérdidas mayores al 60%. La cifra contrasta con respecto al resto del mundo donde el porcentaje de empresas que han sufrido pérdidas de esa magnitud es de 10%, es decir 10,8 puntos menos.

Señalan que algunos de los motivos para que existan estas brechas son la falta de políticas públicas, por parte de las autoridades, que permitan ayudar al sector privado. A esto se suma el rezago tecnológico que existe en el país, así como la falta de acceso a fondos internacionales.

Desde Datanálisis explican que otros factores que también han incidido de forma negativa  son las crisis económica que atravesaba Venezuela previo a la pandemia, la escasez de combustible y la migración masiva de venezolanos.

Añaden que los sectores más perjudicados por la pandemia han sido el primario y el terciario, ambos han registrado un impacto negativo que supera el 40%. A estos les siguen los sectores tecnológico y secundario donde el impacto se ubica en 16% y 30,02% respectivamente.

Proyecciones

Salazar comenta que si bien no tienen proyecciones de cómo podrían ser las ventas durante la época decembrina, esperan que la situación sea mejor que la registrada durante los últimos meses, cuando los comercios tuvieron que permanecer cerrados.

Al ser consultado acerca de cómo podrían estas ventas mitigar las pérdidas sufridas durante la cuarentena, fue enfático al afirmar que es muy poco probable que los ingresos registrados durante este mes puedan equiparar las pérdidas sufridas en lo que va de año.

“Difícilmente las ventas de diciembre van a igualar todo lo que perdimos, pero ayudarán en la recuperación para el sector”, comenta esperanzado.

El presidente de Calicormet confía en que si se les permite trabajar de forma continua durante el mes de diciembre podrán satisfacer la demanda nacional sin ningún inconveniente.

El planteamiento de Salazar no es descabellado tomando en cuenta los últimos pronunciamientos realizados por Nicolás Maduro. En ellos asomó la posibilidad de implementar una “flexibilización general” durante diciembre, la cual coincidiría con las elecciones parlamentarias convocadas por el Consejo Nacional Electoral para el 6 de ese mes.

“Queremos dar buenas noticias para una flexibilización general en diciembre. Lo estamos pensando”, dijo Maduro al tiempo que precisaba que la medida depende de la tasa de contagios registrada en el país.

Con respecto a la nueva tendencia de compras a través de servicios de delivery, señala que todas las opciones que permitan la comercialización de los productos son bienvenidas por el sector. No obstante aclara que lo ideal es que los comercios puedan operar con normalidad y realizar las ventas en los propios locales.

“Todas las opciones que permitan la comercialización son bienvenidas, así se puede generar ingresos y disminuir la venta clandestina que nos está haciendo mucho daño. Sin embargo, lo más viable es trabajar con los comercios abiertos, promover la prevención y apoyar con incentivos fiscales al sector para poder estimularla reactivación efectiva”, concluye.

La entrada Sector licorero: “Difícilmente las ventas de diciembre van a igualar todo lo que perdimos” se publicó primero en El Diario.

Heidy Mercado González

Heidy Mercado González

Periodista. Escribidora de oficio.