El comisionado presidencial para las Relaciones Exteriores, Julio Borges, se pronunció este viernes sobre el alto precio que cobró el dólar en los últimos días. En tal sentido, responsabilizó al régimen de Nicolás Maduro por la crisis económica y recordó que la comunidad internacional debe tenerlo claro.

Borges precisó en su Twitter (@JulioBorges) que el dólar tiene un costo de 685.256 bolívares. El comisionado apuntó este alto valor, mientras que el salario mínimo tiene un costo nominal de 1.200.000, lo que representa menos de dos dólares mensuales.

“Un dólar en 685.256 bs es equivalente a más miseria y pobreza. La reducción de las remesas se espera que sea más de 60%. Este contexto se traduce en una escalada de la migración venezolana. Maduro es el culpable, la región no lo puede olvidar”, expuso.

Borges publicó un video donde señaló que, además de la vertiginosa devaluación del bolívar, el dólar ya no cuenta con el mismo valor que hace dos años. “El costo de vida en dólares también ha aumentado, un venezolano necesita 3 dólares o más para comprar lo que en 2019 compraba con 1 dólar”, explicó.

Borges concluyó que este empeoramiento de la situación en Venezuela va a generar una nueva ola migratoria. Es decir, a pesar de la crisis económica que afecta al mundo por la pandemia de coronavirus, los venezolanos optarían por buscar un mejor futuro en otras fronteras.

Devaluación del dólar y un incremento nominal del sueldo

La ONG Acceso a la Justicia explicó las circunstancias y aspectos del nuevo aumento de sueldo que recibieron los trabajadores públicos y los pensionados venezolanos. En tal sentido, precisó que desde este mes de noviembre, recibirán 1.200.000 bolívares.

Hasta este miércoles no hay un anuncio o una publicación en la Gaceta Oficial. Lo que comenzó como un rumor, se convirtió en una realidad y ahora los ciudadanos pasaron de ganar 400.000 bolívares a 1.200.000, en medio de una creciente inflación y un proceso de dolarización

No obstante, según el destacable aumento de dólar en cuanto al bolívar, el sueldo mínimo se seguirá desvalorizándose. En consecuencia, los ciudadanos asalariados y los pensionados tendrán que subsistir con un sueldo sumamente inferior al que indica la pobreza extrema.

Seguir leyendo en el medio que originalmente publicó esta noticia