El director de Datanálisis, la oferta de abstención electoral, promovida por sectores políticos adversos al chavismo, condena a la oposición.

León dijo que “no es una acción, la condena a lo que ya hemos visto. Y el juego se queda como está, con una oposición que ha venido cayendo de manera significativa”.

Aseguró que los conflictos y las fracturas dentro de la oposición se agudizan de cara a los comicios del 6 de diciembre.

A su juicio los seguidores de la oposición habrían optado por un oferta electoral sólida, consenso que no se logró tras los constantes desatinos de la dirigencia y de su líder Juan Guaidó.

Apuntó que la única esperanza que aguarda la oposición es el aplazamiento de los comicios. “La máxima esperanza que podría ocurrir es que se postergaran esos comicios, lo que parece que tampoco es muy probable, creo que es muy difícil imaginarse una elección que no tenga alta abstención y donde no gane claramente el gobierno”, dijo.

Agregó que un significativo porcentaje de la población no está motivada con las propuestas de la oposición, pues a su juicio, no encuentran atractiva la oferta de líderes que garanticen un cambio político, “no encuentra que la propuesta opositora, sus líderes y partidos los motive, les de confianza, esperanza de que son capaces de buscar el cambio”. l