Una fuerte acusación del senador demócrata Bob Menéndez, contra el presidente de los EE.UU. Donald Trump se dio a conocer este viernes 16-O, luego de que se revelara que los Estados Unidos, se valió de terceros países para seguir deportando a migrantes venezolanos.

Menéndez, de origen cubano y muy crítico a la administración de Nicolás Maduro, afirmó que las deportaciones ocurrieron al menos hasta marzo de este año y aseguró que los vuelos con origen en EE UU hacían escala en Trinidad y Tobago antes de llegar a Venezuela.

Esta ruta buscaba supuestamente esquivar una normativa que el mandatario decretó en mayo de 2019 para impedir cualquier vuelo con destino a Venezuela.

Por eso, Menéndez cree que la deportación de venezolanos podría suponer una violación de la ley estadounidense debido a esas restricciones al tráfico aéreo; y, además, le preocupa que se haya puesto en peligro la vida de esos inmigrantes o refugiados.

“La ley de Estados Unidos prohíbe rotundamente el regreso forzoso de refugiados a un lugar donde sus vidas o su libertad estarían amenazadas; las regulaciones estadounidenses han suspendido todos los viajes aéreos a Venezuela; y la política exterior de EE UU debe basarse en contrarrestar los abusos sistemáticos de los derechos humanos por parte del régimen de Maduro”, manifestó Menéndez.

El senador de mayor rango en el comité de Exteriores del Senado, pidió al Gobierno que entregue inmediatamente al Congreso información sobre esas deportaciones que se habían mantenido secretas hasta ahora y que revele el número exacto de venezolanos que han sido expulsados de EE UU.

Expulsiones entre enero y marzo

La información que reveló Menéndez se basa en unos documentos que el Departamento de Estado entregó en las últimas semanas al Comité de Exteriores del Senado y en los que confirma que Trinidad y Tobago fue usado como un punto de escala para las deportaciones al menos entre enero y marzo de este año.

Venezuela se ha convertido ahora en un tema clave para las elecciones presidenciales de noviembre debido al peso del voto cubano y venezolano en el estado clave de Florida.

Para captar ese voto, Trump ha decretado más sanciones y restricciones a Cuba y Venezuela; mientras que los demócratas del Congreso -entre ellos Menéndez- han pedido al Ejecutivo que otorgue a los venezolanos que viven en EE UU un permiso migratorio para vivir y trabajar en el país, conocido como Estatuto de Protección Temporal (TPS).

El candidato presidencial demócrata, Joe Biden, ha prometido que adoptará unas políticas menos beligerantes hacia Cuba y Venezuela./APP

Con información de EFE

Ir a la fuente

Irene Montero Bolívar

Irene Montero Bolívar

Periodista. Diseño gráfico. Marketing