Eudis Girot, director Ejecutivo de la Federación Unitaria de Trabajadores Petroleros de Venezuela, indicó que la planta de fraccionamiento de craqueo catalítico (FCC) de la Refinería Cardón, llegó a una paralización total en la mañana del sábado.

A través de su cuenta en Twitter Girot dio a conocer la información y responsabilizó a “las mafias del petróleo” de lo ocurrido, alegando que cometían un crimen ecológico y que esta situación terminaría paralizando ya la casi nula producción de gasolina que hay en el país.

Hace tres días, advirtió sobre los serios problemas por los que atravesaba la FCC y condenó que la gerencia, con sus políticas de improvisación, junto a las decisiones de los directivos de la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA) impedían acciones acertadas, y que por ello la planta trabajaba sin confiabilidad.

Con Información de enterate24.com

Ir a la fuente