El último informe del Observatorio Venezolano de Prisiones (OVP) indicó que en seis meses murieron 40 presos por motivos de salud. Este número representa la mayor parte de los decesos en las instalaciones penitenciaras, en medio de la pandemia de coronavirus.

Carolina Girón, directora de la ONG, explicó a Voz de América (VOA) que entre octubre de 2019 y abril, hubo 55 muertes en los centros penitenciaros. De este grupo, 40 pertenecen a los fallecimientos por razones de salud y la mayoría estuvo ligada a desnutrición y hacinamiento.

Girón precisó que desde marzo, cuando se tomaron las medidas de aislamiento por la pandemia, se prohibieron las visitas a las cárceles. Esto impidió, en consecuencia, que los familiares de los reclusos pudieran llevar medicamentos y otros alimentos.

La defensora de derechos humanos aseveró que “no hubo un protocolo de atención”, lo que generó que muchos presos de VIH y tuberculosis quedaran a su suerte. Esto generó que no recibieran sus medicamentos por tres meses, dado que el Ministerio de Salud no les brinda tratamiento.

Médico pide reestructura de atención médica en las cárceles

El médico infectólogo Santiago Bacci aseveró que se debe “reestructurar la parte de atención médica en los centros penitenciarios”. Además, subrayó que el reciente estudio sobre el VIH y la tuberculosis, indica que las muertes “por enfermedad superaron las muertes por hechos violentos”.

Por su parte, queda destacar que un reportaje de InSight Crime reveló la cifra de fallecidos en las cárceles entre marzo y agosto del presente año. Esta investigación indica que se contabilizaron 287 reclusos fallecidos en este periodo, lo que indica un vertiginoso aumento en comparación al que maneja el OVP.

La investigación puntualizó que el salto de muertes en las cárceles de Venezuela no puede atribuirse exclusivamente al coronavirus. Por ejemplo, muchos otros reclusos han muerto por desnutrición, otras enfermedades, como la tuberculosis, o han caído asesinados en motines y otros actos de violencia en los centros penitenciaros.

En este complejo contexto, el cuestionado fiscal general, Tarek William Saab, afirmó que desde su institución y el Poder Judicial buscan descongestionar los centros de detención. No obstante, hasta este viernes hay una importante sobrepoblación en las cárceles de Venezuela.

Seguir leyendo en el medio que originalmente publicó esta noticia