La ONG Foro Penal presentó este jueves un informe sobre la represión en Venezuela correspondiente al mes de septiembre, en el mismo contabiliza un total de 348 presos políticos en el país a la fecha, periodo en el que aumentaron las protestas de ciudadanos en todo el país.

Destaca las protestas, en su mayoría por las fallas en los servicios básicos y por la escasez de combustible. “La criminalización y represión de las mismas, por parte de los cuerpos de seguridad, amparándose en el decreto de estado de alarma vigente desde marzo por la pandemia de COVID-19, dejaron un saldo de 80 personas detenidas con fines políticos en el país”, expresa el documento.

Blom

Asimismo, precisa que desde que se decretara el estado de alarma por la pandemia de COVID-19 en marzo, hasta la fecha de cierre de este reporte, el 30 de septiembre de 2020, se han reportado 351 arrestos con fines políticos.

Recuerdan que la Alta Comisionada para los Derechos Humanos de la ONU, Michelle Bachelet manifestó en su actualización oral sobre Venezuela el 25 de septiembre, que su oficina “siguió documentando casos de represión de protestas pacíficas en el contexto del estado de alarma vigente desde marzo, incluyendo las detenciones de manifestantes protestando por los bajos salarios y pensiones, las deficiencias de servicios públicos y la escasez de gasolina.”

“Como se ha reportado desde marzo, el acceso a los tribunales y a los centros de reclusión continúa restringido para los abogados de los detenidos, lo que imposibilita el derecho a la defensa y obstruye el debido proceso de estas personas privadas de libertad. No obstante, la Alta Comisionada Bachelet resaltó, en su actualización oral, que su equipo destacado en el país ha podido tener acceso en días recientes a centros de reclusión del SEBIN y de la DGCIM en Caracas”, reza el informe.

Cactus24/15-10-2020