A solo tres semanas de las elecciones presidenciales el 3 de noviembre, el candidato presidencial demócrata Joe Biden regresa al sur de Florida, específicamente a la localidad de Pembroke Pines, al norte de Miami, para impulsar su apuesta por el discutido estado de Florida. En esta ocasión, optó por visitar un centro para personas mayores.

El Político

Durante su presencia en el centro para personas mayores, Biden mantuvo su boca y nariz cubiertas por una mascarilla cuando hablaba con un grupo de personas, que a su vez mantenían la distancia social aconsejada para contrarrestar el contagio del temido coronavirus.

Se trata del centro de ancianos South West Focal Point Community Center, ubicado en la localidad de Pembroke Pines, la segunda ciudad más grande del condado de Broward. Dicho centro ofrece servicios de cuidado durante el día y que debido a la pandemia del COVID 19 tuvo que modificarlos.

La finalidad del evento era detallar los aspectos más relevantes del programa de protección y fortalecimiento del seguro social del que dependen 4,7 millones de floridanos y otros varios millones en todo el país.

El candidato demócrata dijo que “el problema de COVID persiste ante todos. Tengo amigos que tienen nuevos nietos y aún no los han visto” por temor a contagiarlos”.

Posteriormente, se dirigió a Miramar donde, localizado al norte de Miami, en el condado de Broward, donde habló con miembros de comunidad afroamericana, según reportó diariolasamericas

La intervención de Biden en este punto se realizó desde una tribuna habilitada en el Miramar Regional Park, donde se despojó de la mascarilla por unos minutos. Aprovechó la ocasión para exponer su propuesta de un programa económico “para mejorar el bienestar de todos”, de la que un análisis independiente realizado por Moody’s proyecta “mi plan creará 18.6 millones de puestos de trabajo (supuestamente siete millones más que el plan económico del presidente Donald Trump) y un billón de dólares más (one trillion) en crecimiento económico”.

Un dato a considerar es que en Miramar reside una amplia comunidad caribeña, a quienes se les recordó durante el evento que la compañera de fórmula de Biden, Kamala Harris, es hija de un jamaiquino. Las personas de la tercera edad y los caribeño-americanos, son dos de los grupos a conquistar en Florida, un estado clave para las elecciones donde se espera una votación cerrada.

También afirmó que “no voy a aumentar los impuestos a nadie que gane menos de 400.000 dólares al año.

Durante su visita a Florida, Biden criticó al presidente Donald Trump por su manejo de coronavirus. Su objetivo es claro: tratar de seducir a los votante mayores de Estados Unidos, que en 2016 se inclinaron por el republicano, pero que está vez parecen haber volteado a ver al candidato demócrata.

“Lo único que le importa a Donald Trump de las personas mayores es la persona mayor Donald Trump”, dijo Biden, de 77 años, en una pequeña reunión en un centro comunitario de pensionados en Pembroke Pines, al norte de Miami.

Y añadió: “Nunca ha estado enfocado en ustedes. A este presidente le importa más el mercado de valores que las personas mayores.  Su manejo de esta pandemia ha sido errático, al igual que su presidencia”.

Más en El Político

Trump y Biden definen con las giras sus estrategias electorales

Wisconsin podría ser el punto de inflexión en la carrera entre Trump y Biden

Biden necesita ganar Michigan para proclamarse presidente de EEUU

Extra Venezuela

Ir a la fuente