octubre 9, 2020 – 7:50 pm

Foto: Cortesía

Días sin descansos y noches interrumpidas por la fría brisa, quedaron en el olvido. Hoy, los hermanos Queroz tienen su propio refugio.

La impactante historia de Albert y Alirio, dos hermanos dejados a su suerte, conmovió los corazones de la región zuliana.

Sin embargo el clamor de un pueblo recaía en un solo joven, quién en compañía de su equipo, se abocó a atender a la precariedad de los hermanos Queroz, reflejada a través de Redacción Extra Venezuela.

@ManuelConecta, los ubicó y con ello, la travesía para darles lo que por tantos años habían anhelado: una casa.

«Fue un proceso que duró varias semanas. Tocamos puertas y ventanas, unas abiertas y otras cerradas, pero al final, todo salió como lo esperábamos», comentó alegre, Manuel.

Asimismo puntualizó: «El terreno en el que habitaron por tantos años, estaba a nombre de las tías y temíamos que luego de construirles quisieran adueñarse de ella, por lo que decidimos comprarle una de manera legal. El papá, decidió irse a vivir con ellos dos luego de haberles dado la sorpresa. Son muchachos de buenos sentimientos y lo menos que querían era dejar a su viejo solo».

El inmueble ubicado en la calle 100 Sabaneta, sentido Aeropuerto- Centro, específicamente en

Johanny Bermudez Castro

Johanny Bermudez Castro

Periodista viviendo en los EE.UU.