Internado Judicial de Carabobo, en Tocuyito. (Foto Archivo)

La cifra de presos fallecidos por afecciones de salud es alarmante. En menos de 10 días murieron por presunta tuberculosis al menos cinco privados de libertad recluidos en el Centro de Formación Hombre Nuevo “El Libertador” y el Internado Judicial Carabobo, ahora llamado Complejo Penitenciario de Carabobo.

Del total, cuatro pertenecían al Centro de Formación Hombre Nuevo “El Libertador”. Se trata de Agrua Medina, de 41 años, quien falleció el 28 de septiembre. Le siguió Junio Valera, de 33 años y Jhonatan García, de 35 años, cuyos decesos se registraron el 4 de octubre. El más reciente ocurrió este martes 6 de octubre y fue identificado como Infraín Ortíz, de 38 años.

Mientras que Alexis Ledezma, de 25 años, estaba recluido en el Internado Judicial Carabobo y murió el 5 de octubre.

En lo que va de año han fallecido en cárceles y calabozos policiales de la entidad carabobeña más de 50 detenidos a causa de desnutrición y tuberculosis, según datos de ONG como el Observatorio Venezolano de Prisiones (OVP) y Una Ventana a la Libertad, abocadas a la defensa de los derechos humanos de los privados de libertad.

Se conoció que luego de casi ocho meses de haberse suspendido las visitas en el Centro de Formación Hombre Nuevo “El Libertador” y el Internado Judicial Carabobo debido a la pandemia de COVID-19, esta lunes 5 de octubre fueron retomadas bajo un esquema de tres bloques diarios de 38 familiares por bloque.

Cicpc Las Acacias

Hoy, familiares de los reclusos del pabellón 1 de la subdelegación del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) de Las Acacias, en Valencia, denunciaron que los funcionarios dejaron a los presos sin ropa, sábanas e insumos de aseo personal tras una requisa.

A través de un video difundido el viernes 2 de octubre en las redes sociales, los privados de libertad le exigieron al director general del Cicpc, comisario Douglas Rico, que se aboque a esclarecer el fallecimiento de uno de sus compañeros.

Pronunciamiento de la AN

La Asamblea Nacional (AN) debatió este martes sobre las críticas condiciones en las que se  encuentran los centros penitenciarios en Venezuela. Durante la plenaria, la diputada por Carabobo, Deyalitza Aray, calificó la situación de las cárceles venezolanas como “aberrante”.

“De acuerdo a los estándares internacionales, cuando el Estado detiene a una persona tiene la obligación de proteger su derecho a la vida y otros derechos humanos. Estar detenido en Venezuela significa caer en el olvido“, dijo. “Hemos recibido de familiares innumerables denuncias de la manera como son tratados, los animales callejeros no reciben el trato que recibe un preso en cualquier cárcel de Venezuela”.

Panorama